lunes, 10 de noviembre de 2008

[ Decalogo Gay ]


1. Saldrás del closet o armario protagonizando un coming-out o simplemente outing espectacular, un auténtico show, como hacen algunas drag-queens o pop-stars del mundo del espectáculo, esas divas divinas de la muerte que tanto nos fascinan a los maricones. ¿Merece la pena salir del armario o closet para entrar directamente en el cuarto oscuro o dark-room como hacen muchos?


2. Cultivarás tu cuerpo frecuentando varias veces por semana el gym, donde practicarás levantamiento de pesas con el sudor de tu frente para incrementar masa muscular y algo de aerobic compensatorio, más sauna.


3. Cultivarás también tu mente a fin de ampliar tu cultura, tratando de ser tolerante y politically correct. Ya sabes: basta leer algún cult-book, algún que otro best-seller de calidad y ver algún tostón de película de autor o cult-film: mens sana in córpore sano. Hay muchos homosexuales cultos, empezando por el divino Platón, si es que fue gay, que la palabra no se había inventado todavía, pero pederasta es seguro que lo fue.


4. Frecuentarás los barrios y locales, es decir los guettos, de lo que se conoce como el “ambiente” de la comunidad: tú ya entiendes: el village: discotecas de la vida loca, pubs, baretos, cafés y demás antros open mind y gay-friendly que enarbolan nuestra bandera multicolor del rainbow, al son de algún himno melódico de Elton John.


5. No envejecerás nunca, serás siempre un metrosexual, como si fueras el retrato de Dorian Gray que nos legó el tío Oscar, tratando de permancer forever young, como decía la canción dylaniana, y viviendo en la promiscuidad sexual bien entendida, juntos pero no revueltos, pero cuando sientes la cabeza te buscarás un boy-friend o príncipe azul y te casarás con él y seréis dos maricones, perdón, homosexuales, respetables.


6. Conocerás y temerás el SIDA/VIH o AIDS/HIV, que es lo mismo pero en inglés, y tomarás precauciones, o sea que follarás con premeditación, nocturnidad, alevosía y preservativo o no follarás, comulgando con poppers, pero siempre safe-sex.


7. Cultivarás el style, o sea, tratarás de ser un estilista o esteta, que se decía antes, demostrando tu buen gusto y siguiendo los dictados absurdos de la moda, siempre fashionable, en el vestir, preocupándote por tu imagen, aspecto corporal o look: cremas, dieta light y demás. Tú ya entiendes, nunca mejor dicho.


8. Celebrarás al menos una vez al año el Orgullo Homosexual asistiendo a la gay- pride-parade. Todos juntos a manifestarnos cuando y donde nos convoquen, en procesión y mascarada carnavalera para reivindicar nuestros derechos y luchar contra la ola de homofobia que nos invade.


9. Serás amigo, ya que no amante, de las mujeres, y no sólo fan de algunas divas como Madonna y demás. Los gays solemos ser bastante misóginos y odiar, por lo tanto, a las féminas, tal vez porque rivalizan con nosotros a la hora de los trofeos amorosos, pero por eso mismo puede haber una amistad muy íntima sin interferencias eróticas entre nosotros. Además podemos aprender de ellas y compartir muchas cosas como nuestra común sensibilidad femenina, confidencias sentimentales, recetas de cocina y trucos de belleza.


10. Formarás parte del lobby-gay, viviendo en un loft y vistiendo Dolce&Gabanna, durmiendo sólo con unas gotas de Chanel número 5 como hacía la buen Marilyn en el cuello y bebiendo champagne, que no cava, que es una ordinariez.


quote: Omarcito

3 comentarios:

Raúl Hernández dijo...

Hahahahahaha,

esto ha sido muy ilustrativo

hahahaha

Saludines!

Dae dijo...

naaaaaa ¬¬

joseph stam dijo...

asi o más clichés.


dahhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh


jaja

saludos!